jueves, 17 de febrero de 2011

Embozado






Embozado.



Suaves "holas" se pierden en las agudas esquinas.

Miradas esquivas se escurren por el conducto de ventilación.

Múltiples releídas del cartel de "prohibido fumar",

furtiagitaciones de ojos sobre la marca de máxima capacidad del vehículo.



Un viaje demasiado profundo y demasiado largo para que se repita mañana

y pasado

y al otro

y al otro,

y ayer

y anteayer.



Miles de reojos de las serpientes que se enroscan a los cuellos en invierno,

a veces perfectamente enroscadas a las yugulares,

otras dispersas;

lasciviedades de escotes; ombligos escondidos;

pequeños orgullos de elegancia al mirar los zapatos del otro viajero,

finos tacones y alzas escondidas en el botín;

tiernos y duros "ays" al rozar piel con piel,

tejidos de algodón frotando al cuero.


Agrio camino, dulzura diaria;

viajeros de oficina, soledades de la urbe;

ascensores embozados.



Mei Manzanero



Si te ha gustado, apúntate a seguidores o colabora con nosotros (cuentosadomicilio@hotmail.com)
Saludos.






No hay comentarios :

Publicar un comentario

Otros adomiciliados han visitado esta semana...