martes, 15 de febrero de 2011

¿Dudas, Dios?



ADiós.

[...]

Ahora que me acerco con el arma
hacia a ti, invisible luz,
todopoderosa alma,
con la magnánima fuerza del estómago de dudas
del escéptico,
con la ansiedad de la ola que revuelve las tripas,

ahora que te veo impasible esperar mi disparo,
nuestro disparo,
ya te lo digo,
¿dudas, Dios de que te perdonemos?
ADiós.

Mei Manzanero






No hay comentarios :

Publicar un comentario

Otros adomiciliados han visitado esta semana...